lunes, enero 21, 2008

Atencion alerta

"El sabio vive en paz, pero nunca se olvida del peligro. Se alegra de la vida , aunque no se olvida de la muerte. Procura establecer el orden, pero no olvida el desorden"

I Ching
Libro de los Cambios

Comentario:

Nadie puede predecir una desgracia. Pero podemos estar preparados para que cuando realmente suceda se pueda disminuir los danos, como dice la filosofia oriental todo tiene su opuesto, asi como puedes amar a alguien de esa misma manera lo puedes llegar a odiar, si te traiciona, lo que da mucha alegria en el mismo grado te puede dar tristeza si lo pierdes.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Considero que un ser humano talvez no logre nunca estar preparado para escuchar palabras de desprecio de una persona que considera que realmente ama. Efectos de situaciones se pueden mitigar,pero nadie nace con sentimientos expertos en nada.

Saludos

Amargo.

Anónimo dijo...

La vida, claramente es una sucesión de malos augurios que nos llevan irremediablemente a la muerte. Aceptar esta situación puede fortalecernos, no impedirá que lo malo pase, pero nos preparará para que nos dañe lo mínimo posible.

Magnífico blog.

Andres dijo...

Comparto lo comentado pero tampoco debemos llegar al fatalismo, el ¨se alegra de la vida¨ para mi es lo mas importante y dificil de hacer, tenemos la mala costumbre mental de pensar en lo negativo y olvidamos lo positivo, lo que realmente nos alegra la existencia, vengo de un funeral del hijo de una amiga, tenia una semana de nacido, el impacto de la muerte es contundente, el recordatorio de esa fuerza que elimina la existencia, me hace sentir mas vivo, me recuerda que estoy ¨aqui¨, que existe gente querida alrededor mio que mañana pueden faltar, el darme cuenta de esto, y el hecho de que esten ahi me alegra la vida, pero estos recordatorios tan tristes, me recuerdan la fragilidad de todo lo que creo que es ¨mio¨ y de la fragilidad de este pensamiento.
Saludos